Por qué y cómo optimizar la velocidad de carga de un sitio web

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Uno de los aspectos más importantes que inciden en el éxito de una web y su posicionamiento es la velocidad de carga de un sitio web, un factor al que debes prestar atención frecuentemente, pero ¿por qué es esta tan importante y qué puedes hacer para optimizarla?

Por qué optimizar la velocidad de carga de un sitio web

¿Cómo de importante es la velocidad de carga de un sitio web?

La velocidad de carga de un sitio web puede convertirse en una de sus mayores desventajas debido a que en el caso de que la página cargue muy lento, los usuarios tendrían que esperar mucho tiempo para ver el contenido completo o pasar de una sección a otra.

Es muy poco probable que alguien esté dispuesto a esperar aunque sepa que en esa página está la información que busca. El usuario se impacientará y no querrá seguir ahí. Le será mucho más fácil salir del sitio web e ir a otro que cargue más rápido.

Esto es más grave cuando se trata de un sitio web empresarial. En este caso si es una página lenta se perderán posibles clientes, posibles ventas, y por supuesto, ganancias.

Según las estadísticas, tan solo un segundo de retraso en la velocidad de carga supone pérdidas superiores a un 5% en la cantidad de visitas y ganancias de una página web.

Pero no solo en esto influye la velocidad de carga sino también en una de las cosas más importantes: el SEO.

El posicionamiento de cualquier página web necesita que la velocidad sea óptima, de lo contrario los robots de búsqueda interna de Google no tendrán respuesta en sus servidores y la pérdida será mayor.

La ralentización de un sitio web y su velocidad de carga, afecta igualmente la navegación por medio de dispositivos móviles; el método preferido actualmente por los usuarios para navegar por la web, al afectar este proceso, las pérdidas incrementaran más, debido a la superioridad de uso de dispositivos móviles.

Cómo medir la velocidad de carga de tu web

Para conocer cuál es la velocidad de carga de tu sitio web (o de cualquier otro) puedes emplear alguna herramienta en línea que analice la página y determine el tiempo que tarda en cargar, es decir, en mostrarse completa, tanto en su versión de escritorio como en la móvil.

Entra las más conocidas están:

  • PageSpeed Insights
  • GTmetrix
  • WebPagetest
  • Dotcom Monitor
  • Test my Site
  • Pingdom
  • Dareboost
  • Woorank
Medir velocidad de carga de un sitio web

Por lo general, estas herramientas funcionan igual. Escribes la URL de la web y pasados unos segundos verás un informe que muestra la velocidad de carga del sitio, los aspectos en los que funciona bien y un reporte de los factores que aumentan la velocidad de carga, con sus respectivas sugerencias de solución.

Una vez tengas los resultados del análisis de velocidad de tu web lo ideal es que comiences a mejorar tu web para optimizar su carga.

¿Cómo optimizar la velocidad de carga de una página web?

La velocidad de carga de un sitio web, se comienza a contar desde que se da clic a su dirección desde Google o se escribe en la barra de direcciones del navegador. Usualmente no toma más de 3 segundos para que los usuarios tengan sus resultados en sus pantallas.

Para optimizar el tiempo de carga ten en cuenta estos factores:

Elige un buen hosting

El proveedor de alojamiento que contrates para tu sitio web influye en lo rápido o lento que puede cargar. Por esto, debes hacer una buena elección.

Asegúrate que la empresa que contratarás usa tecnología actual y avanzada tanto en software como en hardware, por ejemplo, es importante que emplee discos SSD, que suelen ser más rápidos.

Asimismo, es recomendable que los servidores de la empresa estén ubicados en la región donde se concentre la mayor cantidad de visitas que recibe tu web. Así la señal no tiene que viajar largas distancias y la página se mostrará más rápido.

Optimiza las imágenes

Optimizar imágenes

Usar imágenes en una web es necesario ya que proporcionan una mejor apariencia y logramos comunicarnos visualmente con los usuarios; pero si estás no han sido optimizadas aumentarán la velocidad de carga.

Para optimizarlas debes hacer que pesen lo menos posible, pero esto no indica que deban ser imágenes de mala calidad, pues puedes valerte de programas en línea que disminuyen el peso sin que la calidad se vea comprometida.

Como ejemplos están TinyPNG, Optimizilla, Compress JPEG o Compressor.io.

Usa solo plugins necesarios

Los plugins permiten hacer una gran cantidad de cosas en un sitio web y sin duda agregan muchas funcionalidades, pero a veces se abusa de ellos.

Si eres de los que tiene la tendencia de instalar plugins sin importar si los necesitas o no, te tenemos una mala noticia: tu sitio web tardará mucho en cargar.

Por eso, entra al administrador de WordPress, verifica los plugins que tienes instalados, pregúntate si te hacen falta o no y quédate solo con los imprescindibles. Al hacerlo notarás una disminución importante en la carga de tu página.

Instala un plugin de caché

Sí, sabemos muy bien que acabamos de mencionar que no es bueno tener muchos plugins instalados, pero uno de caché entra en la lista de necesarios.

De hecho, la principal función de ellos es ayudar a que tu sitio web cargue mucho más rápido, optimizando varios elementos.

Entre los plugins de este tipo más conocidos están W3 Total Caché, WP Super Cache y WP Rocket.

¿Qué esperas para medir la velocidad de tu sitio web y comenzar a optimizarlo? Ya te explicamos porqué lo necesitas y cómo puedes hacerlo.